La Ruta de las Kasbahs

Las Kasbahs están hechas completamente de magia. Podemos guiarte para que los conozcas. Las kasbahs mejor conservadas, y Patrimonio de la Humanidad desde 1.985, es el Ksar de Aït Ben Haddou, que es a la vez nuestro centro de operaciones, por lo que nos centramos en él. Aït Ben Haddou es un pueblo fortificado o "ksar", a lo largo de la antigua carretera de caravanas entre el Sahara y Marrakech, en el actual Marruecos, y es el "ksar" más famoso del Valle de Ounila. Consta de un conjunto de viviendas, rodeadas por las murallas defensivas, que están reforzadas por torres de esquina y con una puerta de acceso.

La Ruta de las Kasbahs es un recorrido por esos maravillosos edificios, que comienza en la provincia de Ouarzazate, situada en la zona sur del país, y termina en Merzouga, a la entrada del desierto del Sahara. Una kasbah es una edificación formada por cuatro torres, más o menos lujosa, en cuyo interior vive habitualmente una familia. A lo largo de la Ruta de las Kasbahs, nos encontraremos con multitud de edificaciones como esta. Pero lo más interesante es cuando nos encontramos con un Ksar. Los ksars son ciudades amuralladas construidas generalmente a orillas de los ríos para garantizar el suministro de agua a la población. También podemos observar, que están construidas en zonas elevadas, para tener mejor visibilidad en caso de asaltos o asedios, o para ejercer el control sobre las rutas comerciales de las caravanas que cruzaban desde el África Negra por el Valle del Draa hasta Marrakech. El material utilizado para la construcción de estas kasbahs es el adobe, que les ayuda a permanecer perfectamente mimetizadas con el paisaje.

La mayoría de los ciudadanos que habitan en Aït Ben Haddou, se alojan en viviendas más modernas en una zona cercana, pero todavía hay 4 familias que viven en la ciudad antigua. En el ksar, las casas aparecen agrupadas, algunas son modestas, otras parecen pequeños castillos urbanos, con altas torres de esquina, y las secciones superiores están decoradas con diseños de arcilla; Pero también hay algunos edificios y zonas pertenecientes a la comunidad. Las zonas comunes del Ksar están formadas por una mezquita, una plaza pública, un fuerte y un antiguo castillo en su parte superior, dos cementerios (el musulmán y el judío) y el santuario de San Sidi.

La Ruta de las Kasbahs, es definitivamente, el mejor camino para llegar hasta el desierto conociendo el sur de Marruecos.

 

Lugares en La Ruta de las Kasbahs

Ver más